Tengo una plantilla muy antigua, no adaptada a las nuevas tecnologías y desmotivada. ¿Soluciones?

Cómo hacer la adecuación de la plantilla a las novedades de la empresa

Tengo una plantilla muy antigua, no adaptada a las nuevas tecnologías y desmotivada. ¿Soluciones?

¿Necesitas aumentar los beneficios de tu negocio y crees que tu plantilla no se adapta a los avances tecnológicos? Muchas empresas evolucionan con el tiempo, y la plantilla debido a diversas circunstancias, no se adapta a las novedades, y esto acaba afectando al negocio. En este post te contamos cómo hacer una adecuación de la plantilla y qué problemas se pueden presentar.

Actuar con rapidez puede ser la clave entre conseguir la viabilidad de la empresa o que comience a haber problemas serios en el negocio.

Principales problemas de las empresas a la hora de la adecuación de su plantilla a las nuevas necesidades

El entorno laboral de las empresas ya no es uniforme y suelen convivir distintas generaciones de trabajadores con habilidades y formas de trabajar diferentes. Esta circunstancia supone que la adecuación de la plantilla a las necesidades de la empresa sea complicada, en ocasiones. Por lo general, se pueden presentar problemas como los siguientes:

  • La mayor parte de las empresas son  familiares. Esta  situación supone que exista un exceso de confianza o de amistad que puede hacer que los trabajadores decidan, por ejemplo, no recibir formación porque piensan que no la necesitan, y debido a la confianza nadie se atreve a decirles lo contrario.
  • Se considera que todos los trabajadores son imprescindibles. No es lo mismo una gran empresa que una PYME, en las PYMEs la continuidad del negocio depende del esfuerzo y del compromiso de todo el equipo. No ocurre nada si uno de los trabajadores emplea un tiempo para formarse, el resto podrán repartir el trabajo y permitir esa formación.
  • No existe un plan de formación. En muchas empresas no se elabora un plan de formación que motive a los trabajadores y con el tiempo sus habilidades quedan obsoletas. Algunas empresas no elaboran el plan de formación por falta de recursos, pero a largo plazo, puede salir más caro.
  • No existe un liderazgo claro en la empresa. Es fundamental que haya alguien que motive e inspire a los trabajadores. El liderazgo es importante en cualquier empresa. Debe haber una persona que consiga que todo el equipo trabaje y se esfuerce por un objetivo común. La inexistencia de este líder puede suponer un problema a la hora de cohesionar al grupo y de conseguir que se adapten a las novedades.
  • Resistencia al cambio. Es la clásica idea de “más vale lo malo conocido”. Es decir, en algunos casos, los empleados pueden desconfiar de los cambios en la empresa por falta de información o de formación.

Soluciones a los principales problemas en la gestión de recursos humanos

La fuerza laboral de tu empresa es parte esencial de la misma, por lo que es importante que dediques tiempo y esfuerzo a detectar los problemas que pueden surgir y solucionarlos.

Algunos de los problemas más frecuentes son:

  • Ineficacia en la gestión. El uso de multitud de herramientas para la gestión de recursos humanos como diversos programas u hojas de cálculo hacen que la gestión sea poco productiva e ineficaz.
  • Empleados infrautilizados o sobrepasados. Es importante analizar los empleados que puedan estar trabajando por debajo de sus posibilidades y aquellos que están sobrepasados de trabajo, para encontrar un equilibrio en el reparto de tareas.
  • Mala gestión de conflictos. En un ambiente en el que conviven varias personas siempre pueden aparecer conflictos y es clave saber gestionarlos y solucionarlos para crear un buen ambiente de trabajo que permita la atracción y retención de talento.
  • Desconocimiento del ROI. Si no conoces el retorno de la inversión de cada trabajador no podrás tomar decisiones estratégicas sobre la formación, el plan de carrera o la gestión del día a día.

Pasos para realizar la adecuación de la plantilla

La adecuación de la plantilla requiere dar una serie de pasos como los siguientes:

  • Analizar lo que sucede. Lo primero que hay que hacer es un análisis de los problemas de la plantilla. Para ello se pueden hacer entrevistas y ver la documentación sobre formación, medición del desempeño, etc. En este punto puede ser esencial la ayuda de una empresa especializada en la consultoría de negocio para hacer el análisis y detectar qué problema existe.
  • Proponer una solución. Las soluciones, una vez detectado el problema, pueden ser:
    • Hacer un plan de carrera, ya que es posible que haya empleados que quieran progresar y ascender. Se trata de fijar el itinerario a seguir por cada profesional dentro de la empresa. Para desarrollarlo se tendrán que dar los siguientes pasos:
      • Identificación de los puestos clave y de las habilidades que se requieren para cada puesto.
      • Diseño del plan profesional dentro de la empresa a corto y medio plazo.
      • Valoración del talento y conocimientos de los empleados.
      • Propuesta de un plan de carrera para cada empleado.

En todo este trabajo, es esencial que existan líderes que se conviertan en mentores y acompañen a otros trabajadores en su proceso de mejora profesional.

  • Elaborar un plan de formación de la plantilla. Un plan de formación está compuesto por un conjunto de acciones que tienen el objetivo de mejorar las cualidades y habilidades de los empleados de una organización para lograr que sea más competitiva.

En definitiva, la adecuación de la plantilla a las nuevas situaciones que se produzcan en la empresa requiere un estudio de la situación y la elección de la solución más adecuada para el desarrollo del negocio.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario